Fórmula 1: Lewis Hamilton quiere acechar a Schumacher en el lugar donde alcanzó a FangioDeportes 

Fórmula 1: Lewis Hamilton quiere acechar a Schumacher en el lugar donde alcanzó a Fangio


El británico Hamilton celebró en 2018 la conquista de la quinta corona, con la que emparejó el historial de Juan Manuel Fangio Fuente: AFP

Amplio favorito para festejar el título en 2019,
Lewis Hamilton y
Mercedes no lucen como principales candidatos para ganar el
Gran Premio de México, la 18va parada del campeonato de
Fórmula 1. Lo dejó entrever el británico 12 días atrás, apenas se bajó del podio en Suzuka, Japón, donde el tercer puesto lo dejó insatisfecho por el resultado y, en particular, por el arrollador rendimiento de su compañero
Valtteri Bottas, y lo ratificó en la rueda de prensa con los medios en Ciudad de México. El finlandés es el único piloto con posibilidades de arrebatarle el cetro, aunque los 64 puntos que lo separan, con 104 en juego, recortan las esperanzas.

En el autódromo Hermanos Rodríguez y a pesar del pronóstico desalentador, Hamilton se consagró campeón el año pasado, igualando la marca de cinco coronas de
Juan Manuel Fangio; de repetir la experiencia -necesita sumar 14 unidades más que Bottas-, empezará a acechar la estadística de
Michael Schumacher, que hace 15 años firmó su séptimo título, una cifra que en aquellos días asomó inalcanzable. Ese número es otra carrera que alimenta la voracidad del británico, que con 34 años tiene contrato hasta 2020 y no piensa más lejos que en la carrera del fin de semana.


Sebastian Vettel y Lewis Hamilton, rivales en la pista, caminan por la calle de boxes del autódromo Hermanos Rodríguez, de Ciudad de México Fuente: AP

El cuarto puesto en 2018, en el GP que festejó Max Verstappen -ganador también en 2017, en las dos oportunidades con Red Bull Racing-, le permitió a Hamilton convertirse en el segundo piloto en 60 años en alcanzar la marca que estableció Fangio en 1957. En plenitud conductiva, sellar dos títulos se presenta como un desafío, aunque no como un logro imposible para quien ya es uno de los pilotos más destacados de todos los tiempos.

“Fangio fue el patriarca de la F.1”, afirmó, antes de emparejar la cantidad de coronas del balcarceño. El inglés nació casi 40 años después de que Fangio estableciera la marca y firmó su primera conquista en karting en 1995, algunos meses después de la muerte de la leyenda del automovilismo mundial. Sin conocerlo en persona, la F.1 y la estrella de Mercedes empujaron a Hamilton a interiorizarse por ese nombre hasta provocarle la admiración. “Ganar el quinto título, con Mercedes, al igual que Fangio, es un sentimiento increíble y bastante irreal”, relató.

La cita será la 19a en el historial del Gran Premio mexicano, que en 2015, y después de 23 años, volvió al calendario de la F.1. Mercedes se impuso en aquel regreso con Nico Rosberg y al año siguiente Hamilton llenó el casillero de circuitos en los que se marchó triunfador. Pero esa victoria no le resultó suficiente para evitar la consagración de Rosberg, con el que mantuvo un feroz duelo que provocó temblores y la intervención del director Toto Wolff y hasta de Niki Lauda para zanjar las diferencia que agitaban el clima la escudería de Brackley.


Lewis Hamilton, el ídolo que se sacó selfies con los fans mexicanos antes de la carrera Fuente: AP

Ahora, las Flechas de Plata no son los autos dominantes en el autódromo Hermanos Rodríguez, que con sus largas rectas favorecen la potencia del motor Ferrari; los errores desde la dirección, las órdenes de equipo que perjudicaron a Charles Leclerc y la inconsistencia de Sebastian Vettel configuran una latente posibilidad para el éxito de Hamilton. “Ferrari es muy rápido en las rectas y en México eso es muy importante, es un circuito que las favorece al igual que a Red Bull, por lo que conseguir el título es algo muy difícil. Tampoco creo que durante toda la temporada haya estado 14 puntos por delante de Bottas. No importa donde conseguir el título siempre que lo termine consiguiendo”, advirtió Hamilton, que entre las actividades de promoción para el Gran Premio de México hizo una exhibición de boxeo con el excampeón del mundo Julio César Chávez. “A los ocho años practicaba boxeo, pero nunca fui muy bueno. Julio me dijo que tenía una mano pesada”, agregó, sonriente y distendido.

La era híbrida descubrió el dominio de Mercedes, que en Japón festejó el sexto título consecutivo entre los Constructores. Los resultados invitan a imaginar que Hamilton renovará el vínculo para 2021, temporada en la que se ensayará una mini revolución en el reglamento técnico. Toto Wolff se enseña tranquilo y lo hizo público en México: “Mientras le podamos dar un auto ganador, creo que Lewis no tiene razones para pensar en otros equipos y, obviamente, nosotros tampoco en mirar a otras escuderías. La relación que construimos entre nuestros pilotos es un factor muy sólido para mantener la unidad del grupo y un verdadero valor para Mercedes. Lewis sabe que queremos terminar la temporada de manera positiva, respirar y luego charlar sobre lo que pasará rumbo a 2021”, aseveró el austríaco, un eficaz arquitecto para este presente de Mercedes.

ADEMÁS

Articulos relacionados

Leave a Comment