Cinco claves para entender qué pasa en la Provincia con la deudaEconomía 

Cinco claves para entender qué pasa en la Provincia con la deuda

Mientras las miradas estaban puestas en la negociación por la deuda nacional, las finanzas de la provincia de Buenos Aires empezaron a tambalear: tiene que pagar US$ 750 millones solo en enero y US$ 2.700 millones durante 2020, el 80% en dólares ley extranjera. Y no tiene fondos.

¿Qué pasó, qué impacto puede tener y cómo sigue la discusión por la deuda en el territorio que maneja Axel Kicillof?

Aquí algunas pistas:

¿Por qué se habla de la fecha clave del 26 de enero?

Aunque la provincia tiene un vencimiento anterior a esa fecha, se trata de un bono colocado mayoritariamente en el sector público. El 26 de enero se vence la segunda cuota de un bono que emitió Daniel Scioli en 2011 por US$ 750 millones a 10 años. Hay que pagar US$ 275 millones entre capital e intereses. El bono se rige con la ley de Nueva York, lo que complica más la situación, y los tenedores son inversores del exterior.

Mirá también

¿Qué va a hacer Kicillof? 

El gobernador reconoció este martes que no tiene la plata y lanzó la convocatoria a los acreedores para que acepten “patear” el pago hasta el 1 de mayo. Hasta el momento sólo se habló de un estiramiento de plazos.

¿Cómo siguen los plazos?

Los acreedores tienen plazo hasta el 22 de enero para dar su consentimiento a la postergación del pago. Para poder concretarlo, se requiere la adhesión del 75% de los acreedores.

Mirá también

¿Qué pasa si los acreedores no aceptan?

Si Kicillof no logra reunir ese 75%, deberá hacer frente al pago el día 26. Si no lo hacen, tiene 10 días antes de que la provincia sea declarada en default.

¿Cómo puede afectar la situación de la provincia a la renegociación de la deuda nacional?​

El impacto de un posible default bonaerense pegó obviamente en los bonos provinciales y arrastró a los títulos nacionales, por lo que subió el riesgo país. La crisis financiera genera ruidos en medio de las conversaciones con los bonistas nacionales. En el llamado a los acreedores a aceptar la oferta, la provincia sostiene que la lógica sería esperar una reestructuración de la Nación para ver los pasos a seguir con la deuda bonaerense. Eso haría que los tenedores de deuda provincial tengan que estar pendientes del resultado de la renegociación a cargo de Martín Guzmán y se dilate una definición más global.

NE

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados

Leave a Comment